• Rosmary Sánchez Zavala

¿Cómo ayudar a mi hijo en su necesidad de hacerlo todo perfecto?


M. de 8 años, se encontraba haciendo un dibujo y borró tanto lo que hacía que rompió un pequeño pedazo del papel, esto despertó una reacción de frustración que le llevo a arrancar la hoja, arrojar el cuaderno de dibujo y estallar en ira, irritabilidad y llanto frente a la posibilidad de que lo que hacía no saliese cómo se lo imaginaba. Esta vivencia se corresponde con una de las planteadas por sus padres en la #consultaonline.



Un niño o adolescente perfeccionista cuando percibe que sus talentos y esfuerzos no están cumpliendo con las expectativas, se sienten extremadamente frustrados y desanimados. Pero en especial, perciben la idea de no hacer las cosas de manera perfecta, como una situación amenazante que dispara la ansiedad. Es por ello que las conductas derivadas del perfeccionismo, no sean más que una forma en la que el niño o el adolescente intentan resolver la tensión derivada de la ansiedad. De este modo:

  • Se sienten nerviosos frente a la posibilidad de no seguir las reglas, ya que hay patrones de pensamientos negativos sobre sí mismos, los otros y el futuro.

  • Les cuesta manejar que algo salga no salga como esperan, necesitando ayuda para conectar acciones y pensamientos. Pues creen que lo que piensan ES.

  • Tienen miedo profundo a fallar o a equivocarse, tanto como a verbalizar los verdaderos miedos subyacentes a la idea de “errar”.

  • Les cuesta manejar las críticas constructivas y sugerencias de cambio, queriendo siempre hacer las cosas bien a la primera, mostrándose en oportunidades impulsivos.


De entrada con esta familia hemos buscado ¿qué hace que el niño sienta que este perfeccionismo es un modo de resolución de la tensión derivada de la ansiedad?, mientras hemos puesto en marcha alguna de las claves que te presento a continuación:

  1. Lee tu propia necesidad de perfección y control, en su mayoría los niños con actitudes y comportamientos perfeccionistas, están leyendo estos modos de respuesta de las validaciones que obtienen de sus padres. Evalúa tus expectativas como padre y cómo respondes frente a aquello que el niño hace bien, los niños y adolescentes perfeccionistas tienden a ser talentosos, lo que hace que perciban un condicional de amor frente a eso en lo que son buenos. Así mismos, al ser talentosos muchas veces los padres los incluyen en actividades o situaciones demandantes, que terminan generando más estrés del que pueden manejar.

  2. Conecta con el niño sobre los ¿qué pasaría si?, poniendo en palabras lo amenazante que perciben y darle una balanza sobre la realidad. Muchas veces la percepción de ansiedad y el no entendimiento de que la causa, les hará percibir las consecuencias del error o de la no perfección más amenazantes de lo que en realidad es, así que equilibrar y procesar estos elementos se hace importante en muchas ocasiones.

  3. Cambia la perspectiva, habla sobre la importancia del error como experiencia de aprendizaje, para ello puedes usar ejemplos concretos. Para ello sé muy respetuoso, a veces podemos caer en el terreno de hacer ver la perfección como “tonta” o “poco importante” y el niño se desconecta de nuestra interpretación, pues no siente validada su experiencia emocional de ansiedad frente a aquello que percibe como amenaza. Este dialogo sobre el error puede ayudar al niño a reescribir su percepción sobre él mismo, en especial sí utilizas ejemplos concretos.

  4. Nivela en el niño la idea de hacer las cosas considerando sus habilidades, recursos y tiempo, en lugar de hacerlas perfectas. Puedes ayudarles a entender como a veces el tratar de hacer las cosas a la perfección resulta una apuesta a fallar, más que a lograr algo, pues muchas veces no se podrá tomar el tiempo para alcanzar el nivel de perfección o idealización que se tiene sobre una tarea o actividad.

  5. Ayuda al niño a entender que esto se trata de su ansiedad frente a algo y que tú le acompañarás a encontrar la causa de esa ansiedad, tanto como a trabajarla y resolverla. A veces la validación de la sensación abrumadora, les ayuda mas a sentirse conectados consigo mismos, que lo que lo haría resolver de manera perfecta todas las situaciones.

Si requiere acompañamiento para manejar esta y otras situaciones asociadas a la gestión de las conductas en sus hijos en mipsicomama contamos con un espacio de consultas online, solicite información a través de info@mipsicomama.com

© 2020 by Rosmary Sánchez Zavala from Danto's App